Ventajas de cambiar las puertas de tu vivienda

casasostenible Por casasostenible El 6 de junio de 2012

Aunque pensemos que las ventanas son los elementos más importantes de una casa para un correcto aislamiento acústico y térmico, no podemos olvidarnos del papel fundamental que juegan también las puertas, clave también para el ahorro de energía y, cómo no, en la factura de la calefacción y el aire acondicionado.

Y es que es a través de las puertas por donde entran muchas corrientes de aire en invierno, provocando la consiguiente bajada de temperaturas en el interior de la casa. Por eso, los expertos recomiendan asegurarnos de que las puertas de nuestra casa, tanto las de entrada como las de la terraza o demás elemento eterno, conservan el calor en invierno y el frío en verano.

En el mercado, existen un tipo de puertas fabricadas en PVC, que aísla y protegen a nuestra vivienda también de la contaminación acústica. Eso, evidentemente, ayuda a ahorrar tanto en energía como en las facturas de la luz, con lo que ello conlleva a la protección del medio ambiente.

Otro de los beneficios que encontrarás si decides cambiar las puertas de tu vivienda por otras más eficientes será la seguridad extra que aportarás a tu vivienda. Existen, incluso, en las puertas de la entrada algunas fabricadas con refuerzos de acero, incluso y se pueden elegir distintos tipos de paneles y formas.

Un buen aislamiento a través de las puertas contribuye a la reducción de los agentes contaminantes provenientes del exterior, como polvo o ácaros, por ejemplo.

Otra de las ventajas de este tipo de puertas es que pueden adaptarse, según al fabricante, a algunas necesidades especiales que antes parecían insalvables. Hablamos de aperturas especiales, entre ellas la corredera oscilo paralela o la corredera plegable a modo de ‘libro’ para ir abriendo por ‘fases’.
Pero si quieres saber más sobre los tipos de puertas que existen en el mercado, no dudes en consultar con expertos y distribuidores. Ellos te aconsejarán cuáles son las ventajas dependiendo de tu vivienda. No olvidemos que cada casa es única. Y tú contribuyes con estas mejoras a ello.