El nuevo panorama de los depósitos bancarios en España

ingdirect Por ingdirect El 22 de enero de 2013

Depósitos ING DIRECT

El Banco de España ha dado un paso adelante para obligar a las entidades financieras reducir los límites máximos de rentabilidad de depósitos bancarios para proteger así los resultados y garantizar la solvencia a largo plazo.

A este respecto, los expertos coinciden en que los tipos máximos que se piden están por debajo de los que la banca estaba ofreciendo como medida de obtención de liquidez ante la difícil situación de los mercados financieros. El nuevo tope para de los depósitos se fija en el 1,75% en el caso de los que el plazo de contratación sea de 1 año, 2,25% para los de 2 años y un 2,75% para los de 3 años.

Los depósitos con mayor rentabilidad en España

La nueva normativa del Banco de España afecta a todas las entidades de nuestro país. Sin embargo, existen sucursales de entidades extranjeras que pueden evitar la aplicación de esta medida, concretamente ING DIRECT y Banco Espirito Santo, que no se ven afectadas al operar como sucursales dentro del territorio nacional. Esta excepción les permitiría continuar con las campañas de depósitos que mantienen  en la actualidad, manteniendo así una buena rentabilidad para los inversores.

En el caso de Banco Espirito Santo , los depósitos de mayor interés tienen un límite mínimo de aportación de 50.000 €, por ofreciendo rentabilidades entre el 3.50% y el 4.60% a 11 y 12 meses respectivamente.

Sin embargo, en el caso de ING DIRECT es posible obtener una rentabilidad de hasta el 3.30% desde 0€ mediante la contratación de una Cuenta NARANJA la cual, lleva asociado un depósito NARANJA por un plazo de 4 meses y una rentabilidad del 3.30%. Transcurrido el plazo, los beneficios se integran dentro de la propia Cuenta NARANJA, producto que dispone de una rentabilidad del 1,20%. En el caso de desear un depósito con plazo superior, existen los denominados Depósitos NARANJA con diferentes modalidades de aportación y plazos que varían entre los 6 y 12 meses para capitales entre 10.000€ y 50.000€; obteniéndose rentabilidades de hasta el 2,50%.

Sin duda, es necesario evaluar convenientemente las opciones de inversión en renta fija o variable para poder obtener una rentabilidad adecuada, especialmente teniendo en cuenta que la denominada “guerra de los depósitos” se da por finalizada con la nueva normativa.